El hada desalmada y helada

Tomado de: http://zonailuminada.blogspot.com/2010/08/cuento-del-brujo-malvado-y-de-las-gotas.html
Tomado de: http://zonailuminada.blogspot.com/2010/08/cuento-del-brujo-malvado-y-de-las-gotas.html

Después de experimentar toda su vida la molesta rutina de despertar con un connato de alma y de al anochecer sentir su estrepitosa defunción; y para poder seguir esparciendo sus polvillos de esperanza, mover sus alitas traslucidas de aquí para allá, y cumplir uno que otro deseo con su varita mágica;
helada el hada se quedo sin alma permanentemente.

Hizo el recuento de los hechos que le habían desalmado los últimos días y con practicidad se cauterizó el genoalma, lugar donde renace el alma de los seres que la pierden.

Un maestro de primaria de 44 años que abusaba sexualmente de una niña de 7 años en su aldea; un vecino que le arrancó la cabeza a la madre de la elfa que le ayudaba a limpiar su casita porque no le gustó algo que hizo; el hecho de que la hija de esa misma elfa, a cambio de conservar su vida, tuviera que tener una hija con su violador; la violación masiva de otras hadas en una aldea en un continente al este; los niveles de venenos en el aire del planetita donde vivía que alcanzaron niveles máximos asegurando un futuro excesivamente cálido y pestilente; la caída de un edificio que aplastó 1127 duendecitas  que trabajaban hacinadas en una aldea al este también; eran solo algunos de los eventos que habían descuartizado su alma recientemente.

El hada desamada y helada deambulaba. Nadie sabía que no tenía alma, nadie lo habría sospechado. Pero ella con disciplina militar cada día al amanecer se aseguraba de no tenerla. Eso sí, de vez en cuando hacía una pequeña hoguera interna con dos propósitos: Calentar un poquito su corazón y asegurarse de que por ninguna razón y bajo ninguna circunstancia el genoalma volviera a renacer.

Leave a Reply

Your email address will not be published.